Publicado el 1 de diciembre de 2014

Declaración pública: Funcionarios de seremia de desarrollo social de la región de Los Rios en paro indefinido.


El viernes recién pasado, como casi todos los fines de noviembre, nuevamente hemos asistido al ejercicio arbitrario de las renovaciones de contrato en la administración pública, proceso hecho con presidencia de los trabajadores/as y bajo la lógica del botín de guerra, tristemente inaugurada con el Gobierno de Sebastián Piñera y que la administración actual ha venido a reeditar sin siquiera ponerse colorada.
Los mismos que condenaron los más de 11 mil trabajadores públicos derechamente despedidos el año 2010, hoy aplauden o miran para el lado como si estos despidos fueran de otro tipo y los trabajadores que dejan la administración pública constituyeran una clase distinta de trabajadores/as, con menos derechos, factibles de ser desechados para abrirle espacio a las nuevas camarillas, venidas de campañas de algún Parlamentario.
Los argumentos suelen ser los mismos: falta de afinidad, compromiso, hasta de lealtad;  y cuando ninguno de ellos  funciona, entonces señalan que esta vez no han sido tantos, como si la cantidad atenuara la falta; como si el fondo no fuera  desde hace tiempo el absoluto desprecio del Estado de Chile por los derechos de los trabajadores/as públicos, (más de 250  trabajando entre honorarios y tercerizados, sobre un 70% a contrata,  ejerciendo funciones permanentes pero con contratos a plazo fijo) y  la carencia de una auténtica política de desarrollo de las personas que ponga al centro a los trabajadores y trabajadoras por sobre los intereses de los partidos de turno que detentan el poder.
Esta realidad nacional se refleja grotescamente en nuestra Secretaría Regional de Desarrollo Social, bajo la impronta de una autoridad regional que actúa sin criterio, con tremenda torpeza e impunidad, atropellando garantías fundaméntales, protegido probablemente por la égida de algún poder.  
Cinco funcionarios con funciones permanentes derechamente despedidos, otros tres pasados por el filtro de la sospecha, degradados, puestos condicional o simplemente renovados en sus contratas con la espada sobre sus cabezas, que seguramente se dejará caer al menor atisbo que la mal llamada lealtad no se esté sirviendo como su Seremi quiere.
De qué se trata todo esto?, cómo es posible tanta falta de criterio, respeto a la función pública, a la carrera funcionaria,  a los mecanismos de evaluación de desempeño,  a las recomendaciones que el mismo Ministro Arenas ( Hacienda ) hiciera a través de la circular N° 35; a la propia organización sindical?, quienes le propusimos desde un inicio conversar abiertamente y con franqueza las renovaciones o no renovaciones de contratos.

Con los despidos no sólo se pone en riesgo el cumplimiento del Convenio de Desempeño Colectivo de los funcionarios de esta región (CDC), también se afecta la gestión total del Ministerio; la oportunidad y calidad de la intervención que hacemos en favor de la personas y familias vulnerables de la región.
Que flaco favor le hace el Seremi al propio Gobierno que dice representar, al parlamentario que le dio su confianza y a las familias y beneficiarios del sistema y programas que nuestra Seremia ejecuta en favor de los más vulnerables.
Llamamos a nuestras autoridades nacionales a reconsiderar las decisiones de un Seremi que parece estar más interesado en afianzar su equipo de campaña en su peregrina intención por ser alcalde, que en la implementación de las políticas públicas que estamos llamados a desarrollar como Ministerio.
No se viene a la administración pública a servirse de una plataforma institucional para intereses político- partidistas, la función pública requiere recobrar la ética de servició público que auténticos servidores como Pablo Agüero nos señalaron. Cómo crece entre los funcionarios de nuestra Seremia ese legado y la convicción que hay que decir de una buena vez basta a los abusos.  
Los asociados de La Región de los Ríos nos declaramos en PARO indefinido,  y solicitamos al Intendente de la Región establecer la instancia de revisión de  casos que  la propia circular 35 ha indicado en su punto N°4, puesto que creemos que en la mayoría de las no renovaciones de contratos, que afectan a nuestros compañeros/as, así como en las condicionalidades en las que han sido puestos otros, se ha pasado a llevar todas las recomendaciones que el propio Ejecutivo ha promovido a través de la referida circular y se han afectado garantías fundamentales de los trabajadores/as.

¡¡¡¡Por la estabilidad del empleo público y el empleo decente
Arriba los que luchan!!!

ASOCIACIÓN REGIONAL DE FUNCIONARIOS DEL MINISTERIO DE DESARROLLO SOCIAL
ASOFUMI
Nelson Soto Martínez
Presidente Regional