Publicado el 15 de junio de 2016

Declaración Frente Feminista de Izquierda Libertaria



Frente a la matanza homofóbica, ocurrida en Orlando (Florida) y a las reiteradas situaciones de violencia que han ocurrido en nuestro país, el Frente Feminista de Izquierda libertaria expone lo siguiente: 

Como “una de las peores matanzas de la historia de esta ciudad”, así calificaron los medios de comunicación estadounidense los hechos ocurridos la madrugada de este 12 de junio en Pubs Pulso. El presidente Barack Obama calificó la masacre como un “acto de terrorismo y odio”, pero lo que se les ha "olvidado" a la prensa y al sector político es que esta matanza es un acto de homofobia y no posee disfraz alguno que pueda ocultar el oscuro trasfondo que envuelve las peores expresiones de la cultura yanqui, como el racismo, la homofobia y la xenofobia,  las cuales responden a un sistema político, económico y social cuyos principios se basan en aplastar y castigar a quienes presenten posturas contrahegemónicas y diferentes. 

La matanza de 50 personas, sólo por el hecho de ser disidentes y homosexuales, nos hace cuestionar cómo es que finalmente se constituyen las relaciones humanas en este país y en el mundo entero, y cuáles son nuestros aportes para poder romper con este modelo individualista y violento. Omar Siddique Mateen, era un hombre de 29 años, nacido y criado en Estados Unidos, con antecedentes por violencia y maltrato, trabajaba como vigilante de seguridad. Pero pese a todo lo anterior, la justicia estadounidense declaró que no era un peligro para la comunidad.   

En Chile, el número de femicidios asciende a 19, sólo en lo que va del año. 19 hombres asesinos pensaron que su posición de privilegio -otorgada por la naturalización del  sistema patriarcal y neoliberal de nuestra sociedad- les daba la posibilidad y el derecho de asesinar, de golpear y maltratar a mujeres, sólo por el hecho de ser mujeres que no actuaron de la forma que el machismo exige. Esta posibilidad se ve respaldada por la justicia y la prensa chilena, que pone como factor atenuante y  responsable a los celos, al largo de la falda, al alcohol y a las infidelidades. Situando como responsables a las víctimas, pues somos las mujeres quienes, según el Estado, tenemos la responsabilidad de nuestras violaciones, de nuestros abusos y de nuestros asesinatos, pero que sin embargo, no podemos poseer ninguna autonomía sobre nuestros cuerpos y nuestro derecho a decidir.   

Hoy el nivel de violencia que existe en todas partes del mundo, hacia los grupos que por años han sido llamado “subalternos” nos lleva a alzar las voces y a decir ¡Basta! Basta de abusos sexuales y callejeros, basta de represión de las Fuerzas Especiales que nos violentan y exponen sexualmente, basta de machismo, basta de opresión por medio de un Estado cómplice de la violencia y de los asesinos: Basta de femicidios. Repudiamos los hechos homofóbicos ocurridos en EE.UU y en cualquier parte del mundo. 

Como Frente Feminista de Izquierda Libertaria nos levantamos en unión y fuerza con las familias de las 50 víctimas de la masacre de Orlando y con las familias de las más de 20 personas que aún se encuentran en estado grave. Nos unimos a las 19 familias de las víctimas de femicidio en nuestro país, nos unimos a la compañera secundaria Constanza Vargas, que fue torturada por las Fuerzas Especiales de carabineros el pasado 4 de julio y burlada de forma homofóbica, nos unimos a quienes en este momento se sienten vulnerados(as), a quienes se sienten violentadas(os), sólo por ser mujeres, homosexuales, transgéneros, lesbianas, travestis, transexuales. Nos unimos a quienes son capaces de gritar y exigir que los derechos se respeten.

Lucharemos hasta al cansancio para que cosas como estas nunca más vuelvan a ocurrir, para que nunca más tenga que morir alguien en manos de la homofobia, en manos del fascismo, en manos del Estado cómplice. Como Frente Feminista de Izquierda libertaria nos sumamos al descontento y a la rabia. Gritando con toda la fuerza que nos mueve: SI UN@ CAE, MILES NOS LEVANTAREMOS porque, no hay nada más revolucionario que ir con la frente en alto, forjando el camino que nos hará libres.  

 ¡POR NOSOTRAS, POR NUESTRAS HERMANAS, ORGANIZARNOS ES NUESTRO DEBER! 

Frente Feminista de Izquierda Libertaria, 13 de junio de 2016.