Publicado el 3 de junio de 2017

A 11 días de su inicio, continúa el paro de los trabajadores de aseo y ornato

Llegando casi a las dos semanas de huelga, la negociación colectiva entre los trabajadores del sindicato n°1 de aseo y recolección, y el sindicato de ornato con la empresa Fernando Samir Hales Chaban, aún se mantiene paralizada.



El sindicato de Aseo y Ornato de Valdivia se manifestó con concentraciones fuera del coliseo municipal y también con marchas alrededor de la plaza de la República de la ciudad, por mantenerse aún en un punto muerto el diálogo sobre la negociación colectiva con la empresa en cuestión. Ante esta movilización, la Municipalidad de Valdivia optó por contratar a una empresa externa para cumplir con el plan de contingencia y así recoger la basura de la ciudad.

Actualmente son 271 personas que se encuentran en paro frente al incumplimiento de las demandas de mejoras de los implementos de trabajo, un reajuste salarial y de abonos, que serían destinados a transporte y colación. La empresa contratista de la que es representante Fernando Hales, aún no da una respuesta concreta tras un intento de diálogo que lleva casi dos meses desde su primera mesa de trabajo, donde Hales ofrece el piso mínimo de una negociación anterior y también se ampara de la nueva reforma laboral, la que se suponía, iba a reforzar a los sindicatos.

Con la antigua ley laboral, la empresa principal o la municipalidad no podían hacer reemplazos, ni contratar una empresa externa. Testimonios de representantes de los sindicatos apuntan a que incluso se les ha descontado el sueldo de los días en que los trabajadores se habían manifestado en una huelga

Jorge Castañeda, presidente del sindicato de aseo y ornato, cuestiona la nueva reforma laboral diciendo que ésta le otorga la responsabilidad legal en torno a los procesos de negociación colectiva a las instituciones del estado, como la municipalidad, y ahora éstas tienen la facultad legal de poder contratar una empresa externa, ingresar recursos y solventar los días de huelga a través de otros trabajadores para que realicen esas labores.

El abogado asesor del sindicato Anibal Rosales, señala que ha visto entorpecido el proceso de negociación de la empresa por el régimen de subcontratación a que se han sometido a los trabajadores y por otro lado la reforma laboral que le quita efectividad a la huelga por cuanto se le permita a la municipalidad subcontratar una empresa externa para concretar los servicios de aseo y ornato.

Sumándose a las afirmaciones de Rosales, el presidente del sindicato de aseo y recolección calificó como pésimo el manejo de la municipalidad frente el proceso de huelga legal que se ha mantenido desde el pasado 2 de julio, y que terminaría el próximo martes 6 de julio.

Las movilizaciones continuarán durante los próximos días hasta que la empresa dé una vista favorable las demandas colectivas de los trabajadores de los servicios de aseo. Donde los trabajadores de aseo y ornato exigen enérgicamente un sueldo y un trabajo fuera de abusos laborales.