Publicado el 25 de abril de 2017

Consejo de Desarrollo de la Costa se manifiesta a las afueras de la cuenta pública de la Municipalidad

Durante una hora el Consejo de Desarrollo de la costa se manifestó a las afueras del Teatro Municipal Lord Cochrane durante la cuenta pública de la municipalidad que se realizó la tarde de hoy. Los dirigentes demandan un mejor plan de desarrollo y mayor equidad en la gestión municipal debido a que no se consideran las necesidades del territorio.



A pesar de que no permitieron el ingreso al recinto, un grupo de aproximadamente 30 personas desplegó un lienzo a las afueras del teatro, en él se leían las principales demandas: aumentar las horas médicas para los sectores de Curiñanco, Los Pellines, Bonifacio, Pilolcura y Las minas, más jardines infantiles, un mejor plan de desarrollo y el rechazo al proyecto Parque Eólico Pililín.

Sin embargo, esta manifestación tenía una exigencia central, mantener los furgones del servicio de salud de la Costa. Patricio Alarcon, presidente del consejo de desarrollo de la costa, aseguró que lo que más afecta a la comunidad en estos momentos es el no cumplimiento de sus demandas y la nula solución a sus necesidades, las cuales al irse acomulando, sumando al aumento de la población, se están convirtiendo en crisis. Esta vez se les informó que uno de los furgones habilitado para el traslado de pacientes, visitas médicas, enfermos postrados, visitas domiciliarias será reubicado en la comuna de Valdivia.

Ante ello Patricio Alarcón declaró que: “Es una falta de respeto para nosotros, ya que ese vehículo lo obtuvimos gracias al trabajo colectivo de esta organización, hemos hecho todos los esfuerzos para apoyar la salud de los vecinos de la costa. La Municipalidad de Valdivia en vez de poner los recursos para salud que se han aprobado en el consejo municipal, busca una solución retirando un vehículo de la costa”

El furgón se reubicaría debido a que el CESFAM Jorge Sabat y el CESFAM Las Ánimas se quedaron sin un furgón que atiende a cerca de 10 mil personas. En consecuencia, la comunidad costera queda en exactamente la misma situación del año pasado. “La municipalidad de Valdivia en los últimos 3 años no ha entregado 691 millones de pesos aprobados por el Consejo Municipal para la salud, por lo tanto, no deberíamos tener problemas con los furgones. Para este año el consejo municipal aprobó 720 millones de pesos, es impresentable que para solucionar un problema de Valdivia nos estén sacando un furgón de la costa” Agregó Patricio.



Además de esta situación, el territorio costero ha acumulado una seguidilla de demandas, ante las cuales la Municipalidad ha respondido muy poco o de forma tardía. Las explicaciones no convencen a la comunidad y es por ello que deciden manifestarse. Por ejemplo, aún se encuentran a la espera de la modificación del plan regulador, ya que hoy en día en niebla y los molinos los caminos están contaminados con el agua servida que corre por las calles.

La demanda de respeto y aumento de recursos se suma a la necesidad de aumentar el número de escuelas, más de 500 niños que viven en el sector mientras que, solo en Bonifacio hay una escuela, esta recibe a 22 niños en una sala, la cual se usa de comedor, gimnasio, aula. El año pasado el municipio realizó un proyecto para cambiar las planchas del techo, siendo que ellos llevan más de 10 años pidiendo un proyecto para hacer una ampliación.

Esta zona ha crecido su población en un más de 150% entre censo y censo, el 2012 población de 4200 habitantes, mientras que hoy solo en CESFAM hay 8.000 inscritos. A pesar de ello, este es un territorio donde no hay instrumentos de planificación porque el plano regulador fue impuesto sin considerar las particularidades de la costa, como las anteriormente mencionadas, y no responde a las necesidades del territorio.