Publicado el 6 de agosto de 2015

Sindicato ASENAV: La cesantía regional se esconde detrás de la precariedad laboral


Según las cifras del INE para el último trimestre la Región de Los Ríos ocupa el puesto número 12 en cuanto a la tasa de desocupación a nivel país. Si bien esta cifra parece alentadora, para el sindicato de trabajadores/as de ASENAV, la misma enmascara el drama estructural de la precariedad laboral. A través de un caso puntual que se encuentra ocurriendo en el sector astillero, los dirigentes Cristian Coronado, Fidel Martínez y Héctor Alvarado se refieren a un fenómeno que han denominado "la nivelación hacia abajo" de las condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras en la región.

Según datos oficiales aportados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), para el último trimestre la Región de Los Ríos presenta una tasa de desocupación de un 4,5%, ocupando el puesto número 12 a nivel país, muy por debajo de la cifra nacional, la cual asciende a un 6,6%. Más allá del aparentemente alentador escenario, para varios centros de estudio las cifras oficiales que emanan de la Nueva Encuesta Nacional de Empleo, ocultan una realidad más compleja. 

Si entendemos que esta encuesta considera como ocupados/as a las personas en edad de trabajar que durante la semana de referencia dedicaron al menos una hora a producir bienes o prestar servicios a cambio de remuneración o beneficios, advertimos que el instrumento utilizado para medir las condiciones del empleo en Chile no da cuenta de su dimensión total. Por ejemplo, según el Informe Mensual de Calidad del Empleo de la Fundación Sol, del total de asalariados en Chile, solo el 55,6% tiene un contrato laboral indefinido con cotizaciones, salud y seguro de cesantía. Además de presentar la tasa de desocupación, la fundación propone utilizar la Tasa de Desempleo Integral, la cual contempla indicadores sobre la precariedad laboral. Incorporando indicadores relativos al subempleo, entre otros, la cifra de desocupación para el último trimestre alcanzó el 11,2%, un valor mucho mayor al 6,6% nacional que informa el INE.

En el contexto en donde la precariedad laboral ha sido un tema, por ejemplo, con respecto a los pactos de adaptabilidad que se encuentran en la reforma laboral, Revista Bagual quiso conversar con los dirigentes del astillero ASENAV, Cristian Coronado, Fidel Martínez y Hector Alvarado, quienes mediante un caso que se encuentra ocurriendo en su sector, ejemplifican el fenómeno de la precariedad laboral en la región.

El caso de las nuevas barcazas para la región

Durante el 2010, en el marco del Plan Conectividad Austral, se inauguró la nueva barcaza Cullamó, embarcación construida con el fin de mejorar la conectividad entre las localidades de Niebla y Corral. La embarcación fabricada en el astillero ASENAV con una inversión que ascendió a 2.738 millones de pesos sería la antesala al anuncio de dos nuevas embarcaciones, las cuales se añadirían a las ya existentes en los tramos Niebla-Corral y Puerto Fuy-Puerto Pirihueico, esta última conectando la comuna de Panguipulli con el paso internacional Hua Hum. A principios de este año el Ministerio de Obras Públicas anunció que se licitaría la construcción de estas nuevas embarcaciones, encontrándose a la fecha ya adjudicada el proyecto que construirá la embarcación que acompañará a la Cullamó, a la empresa ASCON de Puerto Montt.

Para Cristian Coronado, presidente del sindicato de trabajadores/as de ASENAV, la sorpresa rápidamente se tornó preocupante. El hecho de que el proyecto haya sido licitado a una empresa en Puerto Montt, significan 100 puestos menos de trabajo que pudieron quedar en la región por un año. Para Coronado esto viene a reforzar una tendencia que se vive en el astillero donde se ha visto fuertemente reducida la mano de obra (figura 1), especialmente en el sector de trabajadores/as subcontratados/as. Los trabajadores/as de planta son 450, pero llegamos a ser más de 650 contemplando a los externos, los cuales en su mayoría se han visto forzados a salir de la empresa, enfatiza el dirigente. Recordemos que el astillero además sufrió la obstaculización de la entrada de embarcaciones a sus dependencias debido a los trabajos en el inconcluso puente Cau Cau, lo que agrava la situación.


Figura 1: Variación en las horas hombre (gris claro) y el número de trabajadores promedio (gris oscuro) que emplean los proyectos asignados a ASENAV en los últimos años y una proyección al 2017 en función de la carga de trabajo actual

Si la tasa de desempleo en la región de Los Ríos es más alta que en la región de los Lagos, ¿Porque nuestras autoridades regionales no se enfocan en solventar estas desigualdades? Para los dirigentes del sindicato ASENAV, la respuesta es simple.

La nivelación hacia abajo

ASENAV es una de las empresas icono de Valdivia, bajo estándares internacionales el astillero desarrolla la construcción de embarcaciones de primer nivel, habiendo recién despachado una embarcación para la reconocida empresa danesa MAERSK, por citar un ejemplo. Parte de los altos estándares que hoy ostenta la empresa, han surgido del trabajo del sindicato que con más de 32 años ha conquistado condiciones laborales y salariales por encima del promedio del sector. Así mismo, el astillero sirve como escuela a los/as egresados/as de los establecimientos escolares industriales de la región, con estudiantes de las comunas de la Unión, Lago Ranco, Paillaco, Panguipulli y Valdivia que realizan sus prácticas o primeros empleos en la empresa.

Para Fidel Martínez, tesorero del sindicato, lo ocurrido con la licitación de las barcazas a empresas de otras regiones está directamente relacionado con la precariedad laboral, de carácter estructural en nuestra región y en todo el país. Aquí lo que se está haciendo es una nivelación hacia abajo, como ASENAV ofrece mejores condiciones de trabajo dentro del rubro, y por ende sus servicios son más caros, siguiendo la lógica del mercado, el gobierno aquí está castigando a los trabajadores, eligiendo al mejor postor y forzando a la empresa a actuar en desmedro de la cantidad y calidad del empleo que provee, enfatiza Martínez. Teniendo la capacidad de incidir directamente en un aumento del empleo para a región, el gobierno elije escatimar sus gastos, finaliza.

¿Qué dicen las autoridades?

Según nos cuenta Héctor Alvarado, secretario del sindicato, ellos han solicitado en más de una oportunidad audiencia con el intendente Egon Montecinos, sin embargo, no ha habido respuesta. Hemos hablado con su jefe de gabinete, mandado cartas, pero hasta ahora no hay respuesta, señala Alvarado. El dirigente además se refirió a las declaraciones que el intendente diera hace unos días sobre el empleo en la región. "El intendente ha celebrado que la región tenga una baja censantía, sin embargo, esta se encuentra escondida tras el empleo precario. Muy positivo será que se generen 500 nuevos puestos de trabajo en el terminal de buses, pero ¿por cuanto tiempo?¿Tendrán esos trabajadores condiciones laborales dignas? Para nosotros es una lástima esta realidad, y la vemos en nuestro trabajo cuando los compañeros se deben ir porque el empleo es pasajero".

Para los dirigentes una acción oportuna por parte del gobierno regional sería que la nueva barcaza para el lago Pirihueico, cuyo plazo para presentar propuestas de parte de las empresas cerró el pasado 31 de Julio,  se quede en la región. "aunque esto signifique licitarla a algún otro astillero local, lo importante es que se generen los puestos de trabajo aquí". 

Finalmente los dirigentes hacen un llamado a las autoridades, para que los reciban y puedan plantearles las problemáticas de los trabajadores/as en la región, las cuales son más diversas y complejas que lo que se puede apreciar en la cifras de una encuesta.